Hoteles

Certificado de Bioseguridad para EK Hotel

By  | 

Bogotá, octubre de 2020. La cadena Germán Morales Hoteles sigue sumando para sus marcas el Certificado de Bioseguridad necesario para la operación hotelera.  A los hoteles be La Sierra, bh Barranquilla, bh Poblado, bh Usaquén, bh Parque 93, se suma ahora EK Hotel, que entra a complementar la operación de la cadena activada desde el pasado mes de septiembre.  

EK Hotel, ubicado en la esquina de la calle 90 con carrera 11, en el norte de Bogotá, se ha consolidado como el hotel de los altos directivos de las empresas multinacionales y nacionales, y de viajeros provenientes de diversos países que hacen negocios en la región.  

Recomendación: Hoteles de la Cadena Morales reinician operación

De acuerdo con Pilar Morales, directora de Sostenibilidad de la cadena, el certificado se implementa a través de la adaptación de los protocolos que implican sensibilización y capacitación al personal, ajuste en los procesos e infraestructura, señalización y plan de comunicación e implementación y puesta en marcha. 

Desplegar lo necesario para obtener el certificado no ha representado un cambio en la calidad del servicio, comentó Molares. “Lo importante ha sido ver que el cliente responde positivamente, es paciente y cumple con las indicaciones impartidas por la operación para brindar bienestar a todos los huéspedes”, puntualizó la directiva. 

El ente certificador es la SGS y lo emite por dos años. Tener el certificado significa que los hoteles cumplen con todos los protocolos y requisitos de bioseguridad exigidos por el Gobierno a través de la resolución 666 y 1285 de 2020, para brindar seguridad a los funcionarios, huéspedes, proveedores en la mitigación y prevención del contagio de Covid 19. 

Recomendado: Germán Morales Hoteles adelanta programa de responsabilidad social en Barbacoas, Antioquia

La cadena Germán Morales ha cuidado cada detalle para que la implementación de los protocolos de bioseguridad a fondo no afecte la experiencia de los huéspedes. La organización del distanciamiento social, la desinfección del equipaje, la restricción en ciertos servicios para evitar un posible contagio, retirar de las habitaciones y áreas comunes ciertos utensilios que no se pueden tener como esferos, libretas de notas, periódicos, etc., todo se ha adecuado con el objetivo de proteger al huésped y a los empleados, pero manteniendo el ambiente propio de cada hotel.