Medio ambiente

El Tiempo destaca proceso de reciclado PET de Apropet

By  | 

Con el cubrimiento periodístico, en recorrido por la planta de Apropet en Bogotá, de la periodista Diana Gallón, el diario de circulación nacional El Tiempo, registra el proceso de reciclaje de esta transformadora de PET para producir resina reciclada contribuyendo con la sostenibilidad ambiental al emplear menos recursos naturales en la fabricación de nuevos envases de bebidas que se pueden reciclar una y mil veces. Apropet, exponente de la economía circular.

Aunque dura en degradarse más de 100 años, el politereftalato de etileno (Pet), es uno de los materiales más importantes de la industria del plástico, no solo por sus características de ligereza y ser apto para los alimentos, sino porque es 100 por ciento reciclable.

Por ello, distintas industrias reciben toneladas de este elemento al año para ser reutilizados en la producción de nuevas botellas o productos textiles.

Con el fin de reducir el impacto ambiental del plástico, distintos países en el mundo ya cuentan con regulaciones frente al tema. Por ejemplo, Noruega tiene un impuesto ambiental que ayuda a la separación de residuos y países latinoamericanos como Perú ya deben usar de forma obligatoria rPet, es decir, plásticos reciclados en sus producciones.

Qué dije la legislación

Colombia, por su parte cuenta con la ley 1407 de 2018, la cual le dice a los productores de envases y empaques que para el 2021 deben recoger por lo menos el 10 por ciento de todo el material que lanzan al mercado con el fin de reutilizarlo, y de forma progresiva, para el 2030, puedan tener el 30 por ciento de recuperación de toda la materia que producen.

Recomendado: PET, 100% reciclable, en línea con la economía circular

En línea con este objetivo, han surgido industrias como Apropet, una empresa nacional que, desde hace cuatro años, de acuerdo con su gerente Henry Villamizar, fue creada para “incluir todos los residuos de botellas PET en el proceso de economía circular y convertirlos en resina reciclada para la fabricación de nuevas botellas.”

La empresa nació de la alianza entre San Miguel Industrias, una organización peruana encargada de la inyección y soplado de envases de plástico y Aproplast, una compañía colombiana líder en reciclaje PET.

La red de reciclaje

En Apropet, el proceso de reutilización inicia cuando llegan las botellas de postconsumo a la planta. Allí, se les hace una inspección de calidad y se empieza a separar el material que viene compactado, con el fin de retirar los elementos que puedan contaminar el proceso como metales, cartón, papel y, en general, los insumos que no sean de plástico PET.

Hay que asegurarse que a la hora de incluir botellas de plástico estás no tengan las tapas y las etiquetas.

Posteriormente, se hace un lavado de las botellas con soda caústica y agua a altas temperaturaslo que garantiza que el material quede limpio para pasar al proceso de molido. Al tener tapas y etiquetas se procede a retirarlas.

Por ello, Villamizar, dice que a la hora de separar los desechos reciclables en casa es importante tener en cuenta dos cosas, “la primera separar en una bolsa blanca todos los elementos que puedan ser reutilizados, y segundo, asegurarse de que a la hora de incluir botellas de plástico estás no tengan las tapas y las etiquetas, ya que estas no están hechas de material PET y, por tanto, no pueden ser usadas en este proceso de reutilización.” Así mismo, Villamizar recomienda desocupar completamente el líquido de los envases, ya que este puede contaminar otros productos reciclables como el papel o el cartón.

Recomendado: PET, 100% reciclable, en línea con la economía circular

Luego de separar las etiquetas y las tapas del plástico, se le realiza un nuevo lavado al elemento resultante para llevar a cabo un completo proceso de desinfección.

El proceso de regeneración

El material PET resultante vuelve a pasar por una cámara de desinfección para seguir a la etapa de destrucción, cristalización y compresión donde el material termina compactado en una bolita, “siendo este el producto final, que es resina reciclada, la cual se entrega a los productores de botella para que puedan hacer envases 100 por ciento compuestos de este elemento o con el porcentaje que deseen usar.”, dijo Villamizar.

El reciclaje de botellas genera beneficios sociales, económicos y ambientales.

La resina resultante, además de ser usada para crear nuevas botellas, puede emplearse en la producción de fibras textiles, implementos de cocina, entre otros.

Emir Giovanni Torres, director de la Ong Reciclapues, destacó que esta tarea de reciclaje y reutilización del plástico PET, “genera beneficios sociales porque en Colombia más de 60.000 mil familias viven del reciclaje; a nivel económico, debido a que impulsa una industria comprometida con el medio ambiente; y a nivel ambiental, pues las botellas ya no estarían llegando a la playa, a los océanos o a los vertederos.”

Daniela Gallo
Fuente EL TIEMPO

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *